La cirugía guiada por imágenes es un estándar de calidad en determinadas especialidades, sin embargo, la utilización de radiotrazadores en cirugía urológica, a excepción del cáncer de pene, ha sido hasta ahora anecdótica. La incorporación de procedimientos diagnósticos basados en imágenes moleculares (PET-TAC, SPECT-TAC, RNM, PET-RNM) además de mejorar el rendimiento diagnóstico, pueden utilizarse en la planificación quirúrgica de tumores urológicos, como el ganglio centinela en cáncer de próstata, con la finalidad de disminuir el tiempo quirúrgico y la morbilidad de la cirugía clásica, y posiblemente a largo plazo, mejorar la supervivencia.
Imagen SPECT-TAC prequirúrgica
¿Cuándo está indicado el ganglio centinela en cáncer de próstata?
La cirugía del ganglio centinela está indicada en pacientes con cáncer de próstata de alto y riesgo intermedio que tienen una alta probabilidad de afectación ganglionar y que anteriormente eran, en la mayoría de los casos, sometidos a radioterapia con hormonoterapia. Además es una cirugía de rescate en pacientes que tras prostatectomía radical o radioterapia presentan una recidiva bioquímica (elevación del PSA) y que el PET-TAC y otros métodos radiológicos muestran exclusivamente afectación ganglionar.
 

 

¿Cómo se realiza?
El día previo a la cirugía se inyecta en la próstata Tecnecio99 para la realización del SPECT-TAC que identificará y localizará los ganglios centinela y permitirá la planificación quirúrgica. Para la identificación intraoperatoria se utiliza una sonda adaptada al campo quirúrgico laparoscópico y un navegador externo (Sentinella®), que permiten localizar los ganglios centinelas incluso los localizados fuera de los territorio de drenaje habituales, testar la actividad extracorpórea de los ganglios centinela resecados y la ausencia de actividad en el lecho quirúrgico, indicativa de una extirpación completa.
¿Futuro de la cirugía radioguiada en urología?
La sistematización y consolidación de la cirugía radioguiada en próstata está permitiendo su expansión a otras patologías como el tumor renal y el vesical infiltrante. El futuro determinará si se consolidan y se generalizan estas técnicas en la práctica habitual.  
C:\Users\Manolo\Desktop\Sentinella.jpg
Navegador externo. Imagen intraoperatoria